sábado, septiembre 25

Los móviles que combaten el frío

El mes que pasó marcó la llegada del invierno y con ello el “Operativo Frío” se intensifica para asistir a las personas en situación de calle con comida caliente, ropa de abrigo, insumos de prevención covid-19 y la posibilidad de alojarse en los centros de inclusión que son administrados por los equipos del gobierno porteño.

“El operativo frío es una respuesta en la emergencia para las personas que se encuentran en la calle con temperaturas de frío extremo; una persona que se encuentra en esta situación está inmersa en una de las situaciones más frágiles y vulnerables que se pueda imaginar, y por eso es tan relevante poder acompañarla”, finalizó María Migliore, actual ministra de Desarrollo Humano y Hábitat de la Ciudad de Buenos Aires, que tiene al Buenos Aires Presente (BAP) como uno de sus programas principales.

Se hicieron ver junto a Migliore el ministro nacional Daniel Arroyo, Monseñor Jose Baliña -vicepresidente de Cáritas Argentina-, el pastor Osvaldo Carnival -Catedral de la Fe-, y Mariela Fumarola -Red Solidaria-.

“Sabemos que pobreza con frío es un escenario muy complicado, y desde los Estados tenemos que estar presentes y acompañar con acciones concretas a quienes están en situaciones de vulnerabilidad, especialmente a quienes están en situaciones de calle. El lanzamiento de este operativo muestra que la Argentina tiene una gran red social, que trabaja en el territorio con una enorme solidaridad”, dijo Daniel Arroyo para calmar los recelos entre ambos gobiernos en medio de esta pandemia por el coronavirus.

Consta de 30 móviles que recorren la ciudad todos los días que las temperaturas son iguales o menores a 5° y abordan a aquellas personas que deciden no ingresar a un Centro de Inclusión Social. En esas recorridas, los equipos del BAP entregan viandas calientes y agua, kits de viandas secas, una frazada y un kit de ropa de abrigo para prevenir el frío, además de insumos de higiene para prevenir el covid-19.

En la ciudad hay 32 centros de alojamiento permanentes y 3 centros de emergencia abiertos desde el inicio de la pandemia (Parque Roca I, II, III), sumando un total de 2.492 plazas.

“Además de brindar las cuatro comidas, duchas y una cama, en los centros contamos con un equipo dedicado a trabajar en profundidad con cada persona para ver qué lo llevó a estar en la calle, y generar redes que acompañen y sostengan la construcción de un nuevo proyecto de vida, dándoles herramientas concretas para que este sea sostenible en el tiempo”, remarcó la ministra Migliore y reforzó la importancia de la línea gratuita 108 para la atención social inmediata a las personas en situación de calle.