lunes, enero 17

Volvió el festival callejero “Minguero” a Boedo

 

Bajo la consigna “Volver a Volver”, el club cultural “La Minga” realizó su décimo cuarta edición del festival callejero “Minguero” el pasado domingo 21 de noviembre en Maza 1165.

El evento, que comenzó a las cinco de la tarde, contó con diversas  propuestas y espectáculos tanto en la calle como dentro del espacio cultural. En estos años de actividad cultural pasaron más de mil artistas de diversas trayectorias y disciplinas y en esta edición tocaron Bigolates de Chocote, Seránima, La Bolten Candombe, Ronda de Folklore y Carnicerxs del Amor.

Además hubo una gran movida cultural en la calle donde estuvieron presentes Universo Bellotas, Doña Galinda, La Cantera, Body Marbling, Sonrío, Pintó Boedo, G.R.A.S.A., Ojo de Pez, Picnic de Lectura, Red de Socorristas y DoMinga La Feria.

El festival “Minguero”, con entrada libre y gratuita, tuvo un alto nivel de convocatoria y desde Tintas de Boedo dijimos  presente y pudimos dialogar con algunas vecinas que asistieron al evento. Eva, vecina de Boedo, contó que llevó a su nieta para que pueda participar de las distintas actividades lúdicas que había en la calle: “Es muy importante volver a recuperar los espacios públicos con actividades culturales y poder socializar después de un año y medio tan duro que tuvimos desde que inició la pandemia”. Luego agregó: “estoy muy contenta de poder traer a mi nieta a una actividad tan linda como que la que organiza La Minga”.

También dialogamos con Laura, que nos contó que es vecina de otro barrio y cuando se enteró del festival por las redes quiso ir con sus hijos para pasar una tarde diferente: “Es la primera vez que vengo y me gustó mucho las bandas que vimos y los puestos de la feria, y cómo está todo organizado”. Asimismo completó diciendo que “los nenes se divirtieron mucho y la verdad se extrañaba participar de actividades culturales como estas”.

Por otro lado, Lucía León -integrante de La Minga-, relató a TdB cómo fue volver a realizar este festival después de un año y medio de restricciones por la pandemia: “Después de dos años de no salir a las calles, después de tantos meses (años) de remarla, estamos felices por haber vuelto a hacer un Minguero. Realmente el festival nos lleva mucho esfuerzo: físico y económico. Horas y horas de trabajo colectivo gratuito que nos invita a seguir construyendo con otres, que nos desafía. Es parte de nuestra militancia cultural y la elección de una vida con otres construyendo oferta y contenido cultural”.

Mas adelante, durante la entrevista con este medio digital del barrio de Boedo, planteó que “alegra ver a les vecines, a Boedo en las calles, en nuestras calles, apropiarnos del espacio público, generar encuentros y que el arte circule. Que sea de todes hace que el balance siempre sea positivo. Estamos orgulloses, emocionades de haberlo hecho una vez más, tenemos el pecho ensanchado, porque nuevamente  el minguero fue una verdadera minga. Sin dudas, fue un “Volver a volver”.

La Minga, es cultura, es red, es Boedo y trabaja desde el 2013 abriendo sus puertas con distintos talleres y espectáculos para generar un espacio de intercambio con los vecinos y vecinas del barrio. Este espacio cultural trabaja con la convicción de que la cultura es un derecho y con esa premisa trabajan de manera colectiva desde hace años.

Ph: @mechi_aq